Reflexiones



Reflexiones


- Estrictamente hablando, "practicar vida espiritual" puede llegar a convertirse en la mejor excusa para no estar practicando vida espiritual.


- Ser feliz no es una cuestión de destino. Es cuestión de elección de elección.


- Siempre será preferible ser realistas con cada una de nuestras dudas y temores, que exhibir forzadamente un falso sentido de la seguridad.


- Un instante es más que suficiente para alguien atento.



- Una vida no es suficiente para alguien distraído.



- No esperes pensar en Krishna de manera constante, si todavía permaneces alimentando tu falso ego en cuchara de plata.


- Los hábitos crean acciones, las acciones crean nuestro carácter, el carácter crea nuestro destino.


- Si algo fuera de la oración no está funcionando bien, es porque no estoy haciendo o actuando bien en la oración.



- ¿Cuál es el secreto en la práctica? No tener secretos durante tu práctica. Sólo así accederás a lo que aún sigue siendo un secreto para ti.



- Humildad: No intentes ser mejor de aquello que todavía no has llegado a ser.



- Todo lo que puedo obtener sin la necesidad de sacrificarme, no es algo que realmente necesito en mi vida.



- Sólo podremos ser compasivos y misericordiosos con los demás, en la medida en q seamos estrictos con nosotros mismos.



- El egoísmo me mantiene encerrado en mí mismo, y por lo tanto no me permite entrar en el corazón de los demás.



- Hay que buscar sentir algo para poder servir a Krishna y no servir a Krishna para poder sentir algo.



- Sólo podremos ser compasivos y misericordiosos con los demás, en la medida en que seamos estrictos con nosotros mismos.



- Si algo tiene gracia en nuestra vida, eso sólo puede llegar a ocurrir en verdad debido a la gracia.



- Una de las principales formas en las que nos des cualificamos, es intentar cualificarnos pero sin buscar hacerlo a través de la gracia divina.



- Más que limitarnos a aprender cosas para volcar al servicio, ante todo lo más importante es aprender cómo volcar al servicio todas las cosas.



- Nada existe fuera del Santo Nombre, y si intento buscar algo fuera, no voy a encontrar más que un reflejo pervertido de la realidad.



- No puedo exigir algo a otros que yo mismo no estoy transmitiendo o contagiando



- Que siempre tenga un argumento para todo, no significa que siempre tenga la razón en todo: lo más probable sea exactamente lo contrario.



- Si nuestros gurus no están en nuestra cabeza, otros falsos gurus van a tomar posesión...



- La fe es la que da el verdadero entendimiento; La realización es algo vivo. Si no practico a través de la fe no va a haber realizaciones.



- No hagas de los defectos una distancia, sino una aproximación.



- Si algo fuera de la oración no está funcionando bien, es porque no estoy haciendo o actuando bien en la oración.



- Tratemos de esforzarnos al máximo de nuestras posibilidades, para cada vez acortar más la distancia q existe entre la teoría y la práctica...


- No "rendirnos" (abandonar el barco antes de tiempo) antes de RENDIRNOS (aceptar plenamente la voluntad Suprema).



- ¿Hasta qué instante aprovechamos la riqueza de ser lo que somos, y lo expresamos apropiadamente en base a lo que el entorno espera de nosotros.



- Si digo "soy ateo" en verdad estoy diciendo: "Aún no me tomé el tiempo de hacer aquello que lleva a tener una experiencia directa de Dios".


- En lugar de muchas veces sentir que no nos quieren y cuestionar a los demás por ello, preguntémonos qué tanto nos estamos dejando querer...


- Todo, absolutamente todo, se puede convertir en un arma de doble filo, si no nos aproximamos con la actitud correcta hacia "eso"...



- El propósito de la vida consiste en volvernos valientes, en volvernos genuinos buscadores de la verdad.



- Que la misericordia sin causa del Supremo nos cualifique y que el afecto de la persona santa nos empondere para de esa manera, por la gracia de todos ellos, poder aspirar correctamente a convertirnos algún día en verdaderos sirvientes.



- El sentimiento es la meta a alcanzar, y el sentimentalismo es la meta a abandonar.


- Es muy importante y necesario des-ilusionarnos:) Eso significa que la ilusión se está yendo, y nos estamos acercando a la verdadera realidad.


- Muchos libros han sido distribuidos: ahora debemos actuar de tal manera en que la gente quiera leerlos. Muchos templos han sido abiertos: ahora debemos actuar de tal manera en que la gente quiera visitarlos. Muchos devotos han sido generados: ahora debemos actuar de tal manera en que tales personas deseen continuar en su sendero, creciendo cada día más...


- Detrás del más tremendo de nuestros desacuerdos, existe el potencial del más inesperado e inolvidable abrazo.
Alma condicionada significa "sólo soy feliz con lo que yo quiero." (O más bien creo que quiero)


- Alma liberada significa: "sólo soy feliz con lo que los demás quieren." (Y que he descubierto que en última instancia yo también quiero y necesito).


- ¿Qué no es un milagro?: Todo es un milagro...


- No nos escondamos detrás de conceptos. Que la teoría de la práctica espiritual no nos devore, y más bien sepamos despertarla y hacerla vivir con un ejemplo apropiado y bellas realizaciones.
Por más pequeñas que sean, cada genuina realización que viva dentro de nosotros será infinitamente superior a volúmenes y volúmenes de conceptos teóricos mal manejados. P.D.: Desde ya no condenamos la teoría espiritual y su fundamental importancia, sino justamente enfatizamos la manera apropiada de recibirla y honrarla: transformándola en algo práctico, vivo y real ante todo.


- La vida funciona de la siguiente y quizás paradójica manera:


- Sólo vamos a lograr disfrutar de manera genuina, en el momento en que nos olvidemos de (querer) disfrutar.

P.D.: Lo que sí, no intentemos seguir este consejo de forma calculada para así lograr finalmente disfrutar...no funcionará!


- Mi vida real no depende de algo que está en mis manos, pero sí de algo que debo poseer en algún momento -cuanto antes-, y que a través del ferviente llamado podrá descender y hacerse carne en mí.



- Una de las tantas declaraciones axiomáticas, científicamente comprobadas en el mundo de la unánime experiencia de la humanidad:
Busquemos cualificarnos a través de la gracia. Que la misericordia divina sea la que nos provea cualquier tipo de talento, poder, capacidad, logro.
El intentar obtener algo fuera de esto sólo garantizará la obtención de ansiedad, dolor y desconcierto.
Busquemos cualificarnos a través de la gracia. Que la misericordia divina sea la que nos provea cualquier tipo de talento, poder, capacidad, logro. El intentar obtener algo fuera de esto sólo garantizará la obtención de ansiedad, dolor y desconcierto.



 - Ser inteligente no significa tener inteligencia.
Ser inteligente significa utilizar la (poca o mucha) inteligencia que tengamos de la manera apropiada.
Aplíquese esta ley a todas las demás cualidades, virtudes y demás regalos recibidos desde arriba, como la manera ideal de apreciar, agradecer y reciprocar con Aquel quien nos obsequia tales preciadas cualidades, con un propósito bien especial en mente.
Ser inteligente significa utilizar la (poca o mucha) inteligencia que tengamos de la manera apropiada.
Aplíquese esta ley a todas las demás cualidades, virtudes y demás regalos recibidos desde arriba, como la manera ideal de apreciar, agradecer y reciprocar con Aquel quien nos obsequia tales preciadas cualidades, con un propósito bien especial en mente.



- No nos conformemos con pensar o sentir que ya apreciamos y agradecemos todo lo que llega a nuestro alrededor, sino que más bien aprendamos a actuar, a expresarnos, a relacionarnos de tal manera que sepamos dejar esto en claro para todo nuestro entorno.


- El verdadero y único placer real para nuestro ser, se ve naturalmente acompañado (y constituido) por paz, alegría y felicidad (no sólo para nosotros, sino para los demás, y no sólo para "los demás", sino para todos sin excepción).
De otra forma sino, nuestro así llamado "placer" no será más que una momentánea agitación, un efímero sacudón sensorial, un electroshock de egoísmo que lo único que dejará como algo tangible y permanente (por favor seamos sinceros con nosotros mismos y tengamos la capacidad de aceptar todo esto), es un tremendo vacío interno y una profunda ansiedad, todo lo cual debe ser saciado a través de la experiencia de un verdadero placer, siempre relacionado a lo interno.
De otra forma sino, nuestro así llamado "placer" no será más que una momentánea agitación, un efímero sacudón sensorial, un electroshock de egoísmo que lo único que dejará como algo tangible y permanente (por favor seamos sinceros con nosotros mismos y tengamos la capacidad de aceptar todo esto), es un tremendo vacío interno y una profunda ansiedad, todo lo cual debe ser saciado a través de la experiencia de un verdadero placer, siempre relacionado a lo interno.



 - Una de las formas en que podemos corroborar nuestro crecimiento, puede verse en la medida en que la palabra "pero" ha sido erradicada de nuestro vocabulario.



 - Debe haber pocas cosas tan irónicamente contradictorias y abrumadoramente desoladoras, como estar frente a miles y miles de personas que continuamente nos adoran y glorifican, pero que a su vez ni uno solo de todos esos seres realmente lo conocen a uno en verdad. (Ni tienen mucha intención de realmente hacerlo, estando deseosos de sólo ver al personaje por el cual han pagado para idolatrar)



 - Más que limitarnos a aprender cosas para volcar al servicio, ante todo lo más importante es aprender cómo volcar al servicio todas las cosas.



- No hace falta ser (tan) perfecto para alcanzar la perfección.


 - Podemos sentirnos felices al sentir que estamos recibiendo muchas cosas hermosas en nuestra vida, y eso está bien. Pero también podemos sentirnos aún más felices pensando y sintiendo todo lo que podemos llegar a dar, cuánto podemos brindarnos y servir, todo lo cual está mucho mejor.
(Aunque desde ya que para llegar a esta segunda y excelsa etapa, primero debemos generalmente pasar por la primera: apreciar y agradecer, para luego sentirnos inspirados a dar y amar)
(Aunque desde ya que para llegar a esta segunda y excelsa etapa, primero debemos generalmente pasar por la primera: apreciar y agradecer, para luego sentirnos inspirados a dar y amar)



 - Que aquello que hoy nos provoca ira y enojo, prontamente genere la más profunda piedad y compasión dentro de nosotros. Nada más sano, maduro y constructivo que aprender a ver las situaciones y las personas desde esta perspectiva llena de alivio y esperanza para todos.


 - "Hacer servicio" (y más puntualmente servicio devocional/bhakti), no significa tanto "hacer algo" hacia fuera, por fuera, sino más bien tener internamente la predisposición adecuada, la actitud correcta que permita que CUALQUIER cosa que haga, se vuelva naturalmente una ofrenda, servicio.


 - En la medida en que exista una fe genuina, habrá alivio permanente y refugio verdadero: si no tenemos fe, no podemos sentir alivio ni refugio.
4/6/13 - Debemos buscar a cada momento, estar expuestos a circunstancias que pongan a prueba nuestras realizaciones. Desafíos que nos obliguen a recapacitar sobre nuestro nivel actual de comprensión. Este tipo de actitud será la que garantizará un verdadero progreso en nuestra práctica espiritual.


 - Siempre tengamos presente la siguiente idea, la cual nos mantendrá con esperanzas y expectativas, y harán de nuestra vida algo cautivante y profundo: aquello que percibimos es eso y mucho más. No cometamos el error más garrafal y suicida que puede haber, que es pensar que las situaciones, personas, realidades, etc., son tal cual como las estamos percibiendo en el momento presente, y no pueden ser de ninguna otra forma, ni mejor, ni diferente, ni nada. No nos atrevamos a aceptar semejante teoría...


 - Hemos reemplazado inadvertidamente la tranquilidad por la tecnología.


- Si intentamos resaltar y llamar la atención de alguna u otra manera en este plano inferior, eso no nos permitirá hacer esto mismo en el plano superior.
Y por ende, si intentamos "llamar la atención" del plano superior a través de una total humildad, entrega y actitud de servicio, eso automáticamente nos hará desconectarnos más y más de las diversas influencias mundanas.
Nosotros elegimos a quien deseamos ser indiferentes, y a quien deseamos prestar toda nuestra atención.
Y por ende, si intentamos "llamar la atención" del plano superior a través de una total humildad, entrega y actitud de servicio, eso automáticamente nos hará desconectarnos más y más de las diversas influencias mundanas.
Nosotros elegimos a quien deseamos ser indiferentes, y a quien deseamos prestar toda nuestra atención.


 - No busquemos cosas que en última instancia culminen en nosotros.
Existe alguien más que es el destino final, supremo.
Sepamos ubicarnos en nuestro puesto: ser intermediarios, "unidades de traspaso", y no recibidores finales.
A canalizar y dirigir todo hacia allí, sin guardar nada para nosotros.
Esta fórmula asegurará que siempre nos mantengamos recibiendo todo aquello que verdadera y únicamente estamos necesitando.
Existe alguien más que es el destino final, supremo. Sepamos ubicarnos en nuestro puesto: ser intermediarios, "unidades de traspaso", y no recibidores finales.
A canalizar y dirigir todo hacia allí, sin guardar nada para nosotros. Esta fórmula asegurará que siempre nos mantengamos recibiendo todo aquello que verdadera y únicamente estamos necesitando.


- Una cosa es sentí la necesidad y pedir ayuda.
Otra muy diferente, es aceptar la ayuda recibida: aceptar aquellos consejos que realmente pondrán fin a aquello que originalmente me llevó a pedir ayuda.
Otra muy diferente, es aceptar la ayuda recibida: aceptar aquellos consejos que realmente pondrán fin a aquello que originalmente me llevó a pedir ayuda.


 - Aquellas cosas a las que yo me he habituado, se vuelven mi hábitos, y así como uno se viste con sus hábitos, de esta forma mis vestiduras son mis hábitos, aquello a lo cual me he habituado, a nivel actitudes y comportamientos.


 - Que una práctica no sea forzada ni obligatoria (como por ejemplo lo es -o debería idealmente ser- la práctica espiritual), no implica que por momentos no nos lleve a tener que ocuparnos en actividades que nos resulten difíciles y dolorosas, pero lo importante allí es entender que en tal caso necesitamos realizar tales actividades, como aquello que será lo más saludable para nosotros en ese preciso momento.


 - Verdadera autoestima no es tanto que se nos diga que somos perfectos, sino más bien que se nos enseñe que estamos siendo amados incondicionalmente, pese a nuestras imperfecciones.


 - La meta no es hacer lo que yo quiero con mi vida, sino que aquellos que me aman hagan lo que quieran con mi vida.
Ellos me aman más de lo que yo me amo.
Mi vida no me pertenece.
Mi vida le pertenece a tales personas.
Ellos me aman más de lo que yo me amo. Mi vida no me pertenece.
Mi vida le pertenece a tales personas.


 - El mundo está lleno de sinvergüenzas. Pero en lugar de concentrarse en ellos, debo ante todo concentrarme en mi propia sinvergüencería y trabajarla apropiadamente, de manera que al ver la sinvergüencería en los demás, esto despierte en mí compasión y desee así ayudarlos, en lugar de enojarme con ellos o incluso regocijarme en la miseria y sinvergüencería ajena.
Esta será la medida para saber hasta dónde estoy trabajando mi propia sinvergüencería: qué sentimientos se despiertan en mí al ver eso mismo, en las demás personas.


 - En relación a no ser hipócrita entre lo que digo y hago (entre otras cosas):
Que todo lo que publique en mi Facebook, pueda sostenerlo en mi vida fuera de Facebook.
Y ojalá tenga una vida fuera de Facebook...
Que todo lo que publique en mi Facebook, pueda sostenerlo en mi vida fuera de Facebook.
Y ojalá tenga una vida fuera de Facebook...


 - Uno no es el único que sufre.


 - Mis hábitos (aquello con lo cual me visto) están hechos de mis hábitos (aquello a lo que estoy habituado).
Aquello con lo que me esté vistiendo internamente, ese será el ropaje con el cual me presente ante el mundo, ese será el único hábito que será tenido en cuenta en verdad.
Aquello con lo que me esté vistiendo internamente, ese será el ropaje con el cual me presente ante el mundo, ese será el único hábito que será tenido en cuenta en verdad.


 - La diferencia entre usar algo y ser usado por algo es muy sutil, y a menudo no percibida por la mayoría. Y en verdad, de forma casi imperceptible uno va pasando de una situación (usar) a la otra (ser usado), pero al no darse cuenta de ello, permanecer creyendo que uno no está siendo usado, manipulado, manejado, etc. por aquello que creo estar usando.
Aplíquese todo este concepto a Facebook. Aplíquese todo este concepto a Facebook.
Frases 2012


- Si encuentro incluso una sola razón para justificar mi envidia, me encuentro en la situación más necesitada y lamentable que pueda existir. Cuidado!


 - Uno de los principales errores de la humanidad: Buscamos ser "alguien" en base a "algo".


- Dejemos de pensar tanto en nuestro propio dolor, como si fuéramos los únicos que sufriesen en este mundo. Mitiguemos nuestro llanto, preocupándonos por el llanto de otros corazones que no sean los nuestros, sólo allí comenzará la verdadera gloria, en una vida fuera del mundo egoísta.


 - Un buen primer paso hacia el mundo de la locura, es criticar en otros cosas que en mi propio caso cuando yo las hago, las aprecio e incluso glorifico.


 - El que verdaderamente ama, no tiene ni siquiera tiempo (por decirlo así) para decir "Te amo": más bien está plenamente entregado y absorto en demostrar y expresar su amor a través de cada acto, pensamiento e incluso palabra, pero sin sentir la necesidad de estar constantemente aclarándole al otro que uno lo ama...
En otras palabras: Todos podemos decir lo que pocos terminan haciendo.


 - Un sincero y profundo arrepentimiento acompañado de una intensa oración, me darán la objetividad para poder reconocer mis errores y así lograr recibir la fuerza que necesite para poder cambiarlos.


- Si en mi vida he recibido el regalo del entusiasmo y la inspiración, lo más importante allí no es tanto saber cómo eso llegó a mi vida, o el hecho de que ello haya llegado a mi vida, sino principalmente saber qué hacer con eso en mi vida.


 - Si deseamos incrementar nuestra confianza en los santos, en que ellos nunca fallarán en darnos refugio, debemos para ello analizar cómo justamente ellos no fallan en este sentido, y por ende si en algún momento sentimos que nuestra vida "falla", entonces por descarte deberemos admitir que quien falla somos nosotros en tal caso, y nadie más. Y desde ya, aquellos que no desean admitir este hecho o enfrentar este desafío de reconocerse a sí mismo como principal y único responsable frente a alguna "falla" en la vida, tales personas no lograrán confiar plenamente en el refugio de los santos, y sentirán una profunda incertidumbre y temor en cuanto a su futuro, por no haber sabido tomar la actitud y el amparo apropiados.


- Krishna me da Su misericordia al darme a Sus devotos. Una cosa es sinónimo de la otra.


 - ¿Hasta qué punto me estoy predicando a mí mismo aquello que estoy predicando a los demás?

 - La duda cumple un propósito fundamental e importante, el cual es llevarme a considerar las cosas desde una perspectiva profunda y madura, utilizar mi razonamiento y discriminación en la forma adecuada, de manera que esa duda se termine convirtiendo en una certeza, una revelación indispensable...
Pero si esa duda sólo se mantiene como duda y/o sólo crea más y más dudas sin generar ningún tipo de respuesta ni solución (ni fe), entonces esa duda que en cierta dosis pudo ser mi amiga, se terminará convirtiendo en mi peor enemigo.


- Si sentimos que en ciertas ocasiones cometemos el mismo error, o caemos en las mismas situaciones una y otra vez, pero a su vez cada vez que ocurre esto aprendemos una nueva lección, en verdad entonces no podemos decir que estamos cometiendo el MISMO error, pues siempre allí hay una nueva lección. Cometer el mismo error una y otra vez no significa caer siempre en las mismas situaciones, sino nunca obtener ninguna lección de todo ello.


 - Podemos hablar muchas cosas, escribir sobre muchas cosas, pensar en muchas cosas, pero ninguna de estas cosas las sentiremos, a menos que HAGAMOS todas estas cosas, que las volvamos algo real en el terreno de lo práctico, de lo cotidiano.
A menos que practiquemos lo que hablamos, sobre lo que escribimos, aquello que pensamos, a menos que esto ocurra, nunca podremos sentir, experimentar internamente todas estas cosas, y sólo nos mantendremos en un plano teórico, en mundo aún aparente, por más real que nos pueda seguir pareciendo.Despierta!


- Aspiro a convertirme en una insignificante pieza del más generoso engranaje que el mundo haya conocido: Sri Harinama Sankirtana Yajña ki jay!


- Así como antes de tocar el piano debemos aprender a tocar el piano (con todo lo que ello implica), de la misma manera, antes de apreciar, debemos aprender a apreciar (para hacer esto de la manera correcta, apreciando lo que hay que apreciar), antes de ser humildes debemos aprender a ser humildes, y así sucesivamente.
En resumen, antes de querer o intentar hacer algo, debemos analizar si ya sabemos hacer eso, y si comprobamos que aún no sabemos hacerlo, debemos estar dispuestos a aprender, aprender y seguir aprendiendo, todo el tiempo que sea necesario, todo el tiempo que sea posible. Esto significa poseer una predisposición apropiada para progresar en la práctica interna.


- Si deseamos que la voluntad divina se reVele, debemos cuidar de que nuestro falso ego no se reBele.
Mucho cuidado que "V/B" escogemos...


- La verdadera y única caridad para el alma es entregar un tipo de conocimiento que nos enseñe a actuar de tal manera que no cometamos ya más errores, y que por ende que ya no experimentemos sufrimiento innecesario.
Todos los demás tipos de caridad, dirigidos al cuerpo y a la mente pero sin dar una educación sobre los principios profundos del ser, sólo alientan el confort material, el poder "volver a estar sano y fuerte" tan sólo para continuar cometiendo errores y sufriendo en el plano mundano, creando así una especie de laberinto sin salida que lo menos que termina siendo es real caridad, real ayuda.


- Nuestra identidad se va formando en base a aquellas cosas, ideales, personas y situaciones con las que nos vamos identificando a diario en nuestra vida. Así, aquello que queremos ser se dará internamente dependiendo de en qué dirección dirijamos nuestra capacidad de identificación, siendo la así llamada identidad un simple sub-producto de tal tendencia.


 - Ser sentimentalista significa expresarme con quizás bellas palabras, pero que no están al mismo nivel de profundidad de mis realizaciones internas.


 - Vivir de acuerdo al siddhanta (las conclusiones perfectas reveladas en las escrituras sagradas así como en el corazón de los santos) es la forma menos fría y más sensible a través de la cual nosotros podemos relacionarnos con otros y llevar adelante nuestras prácticas en el día a día.


 - En este mundo, no hay nada tan aburrido, monótono y tedioso como la lujuria en todas sus múltiples formas.


 - "Día del amigo" es el día es donde no sólo saludo y recuerdo a mis amigos, sino en donde recibo aviso especial que me muestra que debo seguir profundizando en mis relaciones de amistad, seguir creciendo en transparencia, en sinceridad, en compromiso, en madurez, en sacrificio, de manera que mis amistades se vuelvan cada vez más amistades, cada vez más cerca del más elevado concepto de amistad: amor.


 - Todos buscamos estar inspirados en la vida, pero el punto más importante a considerar es, una vez que recibimos esa inspiración, ¿qué planeamos hacer con ella?
Pues la inspiración es algo que debe ser volcado en alguna dirección, por lo tanto no es sólo suficiente estar inspirado, sino estar informado de qué es lo mejor que podemos hacer con semejante regalo, todo un arma de doble filo...


 - Hasta que no entendamos que no entendemos nada, no podremos entender otra cosa más allá de eso.


 - Si aquello que yo hago no tiene el propósito y/o la capacidad de ayudar a otras personas, eso recibe el nombre de egoísmo.


 - Puedo saber muchas cosas, pero... ¿qué tanto estoy sintiendo aquello que sé?


 - Para ser conscientes de nosotros mismos de la manera correcta, debemos aprender a olvidarnos de nosotros mismos cada vez más y más, también desde ya de la manera correcta.


 - A mayor calidad, menor cantidad.


 - Sólo un sincero arrepentimiento puede ayudarnos a tomar conciencia de los errores cometidos, y sólo luego de pasar por esto podemos aspirar a recibir misericordia, incluso cuando no la merezcamos.
Pero si tal sincero arrepentimiento no está presente, significa que aún no he medido la dimensión exacta de mi equivocación, y por lo tanto, no podré sentir la necesidad de una urgente ayuda.Este es el termómetro para medir qué tan cerca nos encontramos de un cambio real en nuestras vidas...


 - Para que nuestros sentimientos, emociones, pensamientos, palabras y actos sean de confianza, deben cuidadosamente corroborar que todos ellos estén en armonía con guru, sastra y sadhu. Debemos tomarnos el tiempo que sea necesario para lograr esta confirmación, pues sino simplemente estaremos intentando adaptar las declaraciones de las Escrituras y los santos a nuestra propia situación presente, parcial y relativa. Ese no es el camino que lleva a la verdadera iluminación, sino justamente lo opuesto.


 - Siempre habrá alguien que te critique, con o sin razón para ello. Siempre habrá alguien que te admire y glorifique, con o sin razón para ello.
Pero tú no debes dejar que tu ego falso se vea afectado por ninguna de estas expresiones, pues las mismas te obstaculizarán por siempre, y más bien debes mantenerte humildemente ocupado en servicio divino, con plena ecuanimidad y concentración en la meta suprema de la vida: alcanzar el amor puro, sea como sea que éste pueda y deba ser alcanzado.


 - El egoísmo reduce el valor de todo exactamente a cero.


 - Si yo me inspiro con el mensaje de alguien, pero no busco inspirarme con el mensaje de esa misma persona, no me tomo el tiempo de corroborar si el ejemplo de esa persona va en la misma línea de su mensaje, entonces mi inspiración es algo muy dudoso, en donde yo elijo tomar sólo una parte de alguien en base a mi conveniencia.


 - Leer no es sólo "leer", es estudiar. Estudiar no es sólo "estudiar", es escuchar (sonidos impresos en la forma de una escritura). Escuchar no es sólo "escuchar", sino practicar sravanam (oir acerca de temas extraordinariamente transformadores para nuestra conciencia). Practicar sravanam no es sólo "practicar sravanam", sino bhakti (una de las principales ramas de la devoción). Y bhakti no es sólo "bhakti", sino suddha-bhakti, devoción pura.
Al menos ese es el intento: intentar cultivar la devoción pura a través de algo que comienza en la forma de aparente "lectura"...


 - Existen ciertos niveles de verdades que no pueden (ni deben) ser "explicadas para ser entendidas", sino que más bien deben ser "realizadas para poder ser servidas".
18/6/12 - En la práctica espiritual, más que HACER LO QUE UNO QUIERE, uno debe ACEPTAR LO QUE UNO NECESITA.
Y cuando uno respeta esta regla dorada durante el tiempo que sea necesario, finalmente ambos puntos (hacer lo que quiero y aceptar lo que necesito) se vuelven una y la misma cosa.


- La verdadera perfección se caracteriza por un muy especial tipo de insatisfacción personal en relación al nivel alcanzado, lo cual llevará inevitablemente a mayores y mayores niveles de perfección, sólo para seguir incrementando este sentimientos de imperfección en semejante alma perfecta, y así sucesiva e infinitamente continuar expandiendo este ciclo perenne.


 - Nuestra práctica y resultado dependen exclusivamente del tipo de teoría que tengamos asimilada, del conocimiento que hayamos incorporado en nuestro corazón (no en nuestro cerebro).
No pretendamos obtener una cosa (un determinado resultado) sin haber cumplido con la otra. (una apropiada base y formación, que nos lleve a la correcta ejecución).


 - Puedo decir que estoy abandonando el sendero del engaño y la hipocresía, cuando comienzo a sentirme inspirado al escuchar a aquellas personas que con sus palabras no hacen otra cosa que descolocarme, romper mis estructuras, e invitarme a un progreso real a través de nuevos desafíos a cada instante.


- Todo, absolutamente todo, se resume a lo siguiente: hay que saber dejarse ayudar.


- Comprender el sentido del humor del Supremo es uno de los puntos que más seriamente deben ser considerados en nuestra vida.
Pues dado que todo en última instancia es Su lila o juego divino, y todo acontece debido a Su plenitud y Su deseo de expresar y compartir esto, nosotros como "espectadores" de semejante espectáculo, debemos estar plenamente concientes de qué es aquello que ha llevado al protagonista de semejante "show" a hacer lo que está haciendo, a expresarse como se está expresando, y así nosotros poder captar cómo detrás de cada instante de esta performance divina, hay un gran amor, simpatía, sentido del humor y demás sentimientos auspiciosos que deben saber ser considerados para no interpretar erróneamente tanto el propósito de nuestra existencia, como del Supremo.


 - Si crees que puedes practicar yoga solo, no has entendido el verdadero significado de la palabra "yoga".


- Si quieres entregar algo, podrás hacerlo en la medida en que primero tú te entregues a aquello que desees entregar.


- Busquemos ante todo la intensidad en el plano de la conciencia: Si algo logra ser intenso allí, todos nuestros demás "cuerpos" vibrarán acorde a ello, y la armonía será perfecta...


 - Que todo lo que hagamos sea genuino.
Esto es, que detrás de cada palabra, pensamiento y obra, esté presente una intensa actitud de querer servir, dar, amar, por encima de cualquier otra consideración egoísta que desee entrometerse en el camino.Que nuestro corazón se vuelva cada día más generoso, más abarcativo, que a cada instante seamos bendecidos con la capacidad de incluir los sentimientos de más personas dentro de nosotros, mayor disposición al sacrificio, pues el sacrificio también posee una dulzura, un gusto de incalculable valor, que sólo será experimentado y saboreado por aquellas afortunadas almas que elijan zambullirse en semejante aventura.


- Lo mejor que podemos hacer por nosotros, es olvidarnos de nosotros y dedicar todo nuestro tiempo y energía a amar. Y amar significa ocupar tu mente en aquellos que amas, amar significa dar y servir.
En otras palabras: en el verdadero acto amoroso, no seremos nosotros el centro de la atención, sino aquellos que se vuelven el objeto de nuestro afecto. (ojalá empezando por Dios y abarcando así a cada ser). Eso es amor, y eso es lo mejor que podemos hacer no sólo por nosotros mismos, sino por el universo entero en sí.


 - No hay nada tan imprescindible y valioso en la vida, como mantener buenas relaciones con los santos. Y no existe nada tan desesperanzador, como echar a perder semejantes vínculos salvadores...


 - El egoísmo te aleja de ti mismo, aunque externamente parezca acercarte.


 - Lo mejor que le puedes decir al mundo, lo estás mostrando ahora mismo a través de tu conducta.


- El presente es la síntesis perfecta entre el pasado y el futuro.


- Busquemos aquellas cosas que pese a que el tiempo pase, las modas cambien y muchas otras cosas más ya no sean las mismas o como antes, esas cosas siempre permanecerán inalterables, eternamente presentes en su constante esencia, sin verse afectadas por el paso de las épocas mundanas. Y eso sí será de valor para nuestra vida...


 - Comparativamente hablando, existen pocas personas en este mundo con conocimiento espiritual. Y de entre esas pocas, existen aún menos personas que posean un sentimiento por todo aquello que dicen y conocen en teoría. Y desde ya, el propósito es que cada uno de nosotros reciba el entusiasmo suficiente como para intentar obtener la entrada a tan selecto grupo, al cual en verdad estamos todos más que invitados...


 - Si al menos durante un día todas las personas que poseen Facebook se pondrían de acuerdo en escribir por ese día algunas palabras que puedan brindar alivio al corazón de otros seres necesitados, sin duda alguna este mundo sería un lugar mucho más favorable y bendecido...
Y me preguntaba si ese día quizás pueda ser hoy...ayuden (me) para que así sea.


 - Donde me encuentro, ha vuelto la luz y el agua luego de 4 días de haber estado sin ello...
Una y otra vez no dejo de sorprenderme de la increíble capacidad del ser humano de adaptarse a una circunstancia u otra, y en este caso de cómo uno se logra adaptar (tan peligrosamente) a vivir dependiendo de cosas temporales como la electricidad, el gas, etc., considerándolos como elementos imprescindibles para ser feliz en la vida, y simultáneamente esa misma persona quizás no se siente necesitada de desarrollar amor real en su corazón, lo cual es en verdad más importante que el aire, el agua y todos los demás elementos juntos.


- Preocupación: Pre-ocupación.
Antes de ocuparnos en algo, preocupémonos, en el sentido de detenernos por un momento a pensar en cómo hacer eso que vamos a hacer de la mejor manera posible, teniendo en cuenta las muchas posibilidades en que una acción puede ser llevada a cabo, y por ende en las múltiples y diversas consecuencias de ello...


 - Algo que particularmente necesitamos es una buena dosis de precaución, cuando aceptamos recibir una inspiración que nos acerque a nuestras más elevadas proyecciones en la vida espiritual.


 - La devoción se encuentra principalmente en los detalles, y no tanto en las cosas "generales" que uno pueda hacer. Aquellos que prestan atención a los más ínfimos detalles en sus labores generales, serán los más premiados con este divino regalo...


 - Pese a todo lo que creemos que necesitamos obtener, al final del día nuestro corazón pedirá lo más simple y esencial: un poco de afecto real, verdadera amistad que me otorgue refugio. Que nada nos haga olvidar este punto fundamental, que nada se vuelva una necesidad superior a esto...


 - Cuando lleguemos a la realización madura de que nuestra existencia no está separada de una relación de amor y servicio con el Supremo, en ese momento veremos el mundo entero de esa misma manera: todo en términos de servicio libre de egoísmo, todo como potencial parafernalia para ser utilizada en nuestro intento de vincularnos amorosamente con lo divino.


 - El sentimentalismo es, entre otras cosas, aquel veneno que no me permitirá comprender las verdaderas intenciones de Sri Guru, y que por lo tanto me mantendrá finamente engañado, apreciando lo aparente de un plano simplemente externo y relativo.


 - Cuidado con terminar volviéndonos adictos de aquellas cosas que no están destinadas a volverse una adicción para nosotros, y más cuidado aún con no generar una adicción hacia aquello que sí está destinado a volverse una adicción en nuestra vida: el amor divino.


 - Todo en este mundo es el fondo una carta de amor, en donde el Supremo se nos declara a cada uno de nosotros...
Lo que debemos aprender a hacer es a no quedar simplemente atraídos al sobre, al envoltorio, y aprender a ir cuanto antes al contenido de semejante carta.



 - Las Escrituras sagradas nos enseñan que alguien que realmente posee amor divino, siente profundamente que en verdad no lo posee, pero no puede dejar de anhelar semejante meta, lo cual hace que el amor que esa alma ya tenga, se incremente más y más de manera eterna e ilimitada...
Y este sentimiento (de no poseer el amor pese a que en verdad uno ha llegado a esa etapa ya), aunque parezca paradójico y contradictorio, puede ser comprendido en el sentido de que esa persona en verdad tiene razón al decir que "no lo posee", pues no se busca "poseer" algo (en el sentido ordinario y egoísta que conocemos de la palabra), sino más bien se es poseído por ese amor, y en tal sentido es plenamente cierto que alguien en esa etapa no posee amor, pero sí es plenamente invadido y poseído por él.


- Sin una sumisión real no puede tampoco haber verdadero entusiasmo, pues la sumisión es aquella actitud que no permite sentir que todo lo que llega a nosotros es un regalo, y así, al sentirnos constantemente recibiendo semejantes presentes, no podemos sino estar llenos de inspiración y entusiasmo.



 - Que peculiar atracción y tendencia muestra el ser humano, en intentar a toda costa perfeccionarse en el campo de aquello que está destinado a permanecer imperfecto.

 

- Servir a Dios (y en especial a Krishna) significa aceptar vincularse con "Acintya", o aquella personalidad inconcebible en quien todas las contradicciones pueden encontrarse presentes, coexistiendo en una forma perfectamente armónica, y encontrar que todo y absolutamente todo puede ocurrir en relación con Él, ya sea una cosa como el extremo opuesto de esa misma cosa, y simultáneamente mantener todo en total perfección, y basado desde ya en un total encanto y afecto que todo lo atrapan...
¿Estás listo para relacionarte con semejante entidad?

 

- Tú puedes llegar a ser el mejor en algo externamente, pero el peor en eso mismo internamente.

 - Ser apreciativo no significa apreciar aquello que en realidad debe ser despreciado, sino (entre otras cosas) justamente despreciar aquellos que debe ser despreciado, y así tener un verdadero criterio para apreciar lo que debe ser apreciado.


- Hay personas que, incluso en círculos espirituales, adoptan ciertas posturas simplemente porque "la mayoría piensa de esa manera", considerando que "...si la mayoría piensa de esa manera, debe ser por algo" y deben por ello tener mayor razón que lo que la minoría piensa. Incluso este fenómeno se da en círculos espirituales, en donde sus miembros exhiben una "pereza reflexiva" y así de forma precipitada toman una postura contundente sin antes tomarse el tiempo de considerar qué es lo que la minoría piensa y las razones detrás de ello, luego poner todo en la balanza y llegar así a una conclusión verdadera.


 - Nunca deja de sorprenderme la increíble capacidad que el ser humano posee para tomar desastrosas decisiones que prácticamente pueden echarlo todo a perder en un instante, y por ende, indirectamente podemos también desde ya concluir que poseemos esa misma e increíble capacidad para hacer las cosas como deben ser. Por ello, naturalmente surge una y otra vez la importante necesidad de la presencia de alguien que nos eduque a la hora de utilizar esta increíble capacidad recibida. Sri Guru.


 - Mucho cuidado con decir más de lo que hacemos, y mucho más cuidado en tratar de hacer más de lo que decimos.


- Que por favor el más sagrado acto de dirigirnos al Señor entonando Sus Nombres, no quede limitado a cumplir y repetir externamente con una cifra específica como si esto fuera la parte más importante de semejante práctica inacabable.


 - Quiero conocer personas que estén dispuestas a cambiar el mundo: esto es, dispuestas a cambiar SU mundo y desde allí generosamente compartir su cambio con el resto, y no a la inversa. Para tales almas, les dono todo mi tiempo y vida y me dispongo a hacer lo que sea posible para que el resto del mundo las llegue a conocer algún día y se beneficie así de su sagrado ejemplo y enseñanzas...

 

- Hay ciertos errores que aún se sabe que uno podrá cometer en ciertas etapas de la vida, pero hay ciertos errores que ya no se espera que uno cometa en la vida, y si uno los comete, los terminará pagando muy caro. (Para que la lección quede más que clara)


 - En un sentido, ni siquiera debemos identificarnos como seres humanos (qué hablar de animales), sino que debemos aprender a ver y vernos mucho más allá de la presente especie material que nos ha sido asignada: somos almas espirituales.


- No volvamos al egoísmo el objeto de nuestra meditación.



- Si uno no se está frustrando de este mundo, eso significa que uno está siendo cautivado por este mundo. Por ello, muchas veces Dios nos muestra Su misericordia, frustrándonos una y otra vez de lo mundano, y debemos aprender a aceptar esa gracia en nuestra vida con una gran sonrisa.


 - Una y otra vez, sin importar la vergüenza que nos pueda dar el insistir tanto sobre el mismo punto: intentemos volvernos sirvientes, entendamos que todo lo que ocurre llega hacia nosotros para hacernos entender este punto fundamental, que no estamos aquí para ser servidos, sino para aprender a servir, y no sólo "servir" de manera general, sino cada día poder profundizar en nuestro temperamento de sirvientes, cada día mejorar la calidad de nuestra ofrenda interna, y entender que toda ofrenda externa que podamos hacer es sólo un recordatorio de cuánto debemos estar dispuestos a ofrendar nuestro ser todo para la satisfacción del plano superior.


 - La austeridad bien llevada, nos llena de entusiasmo y fuerza espiritual.


 - La mejor manera de librarte de tus problemas, es viviendo para solucionar los problemas de los demás.


 - La humildad es aquella cualidad que nos va a permitir sentirnos constante, eternamente estudiantes, y de esta manera no cometer el mortal error de sentir que ya no tenemos nada que aprender o nadie que nos pueda enseñar.


 - Para llegar a decirle una sola vez que "sí" a la verdad, quizás primero tengamos que decirle cien veces "no" a la ilusión.


 - Muchas veces, uno puede sentir que alguien es parcial en sus sentimientos para con otra persona (en otras palabras, que yo no estoy recibiendo tanto afecto como la otra persona está recibiendo de un tercero), y quizás acuse a esa persona de ser parcial en su afecto, pero muy probablemente esa persona está más que dispuesta a compartir conmigo todo ese mismo afecto que le entrega a la otra persona, pero tal vez yo sea el que esté fallando a la hora de saber recibir ese afecto, y si yo mismo me cierro a través de mi ego y demás cubiertas y no permito que otros puedan entrar del todo en mi corazón, naturalmente percibiré esta parcialidad en otros hacia mí, cuando en realidad soy yo el que está siendo parcial, al no dejarme querer y abrirme a todos por igual para recibirlos dentro mío.


 - Para la mayor parte de la gente hoy en día, Dios ha sido reemplazado por el psicólogo. Grave error... Quizás en ciertos casos, una cosa (psicólogo) sirva como complemento de la otra (Dios), pero jamás como reemplazo absoluto.


 - Qué difícil es comprender el real significado de llevar una vida de dedicación...


 - La misericordia es nuestra exclusiva sustancia de sustento interno. Sin ella somos siempre y seremos perdedores. Jay Nitay!


 - Lo que le resulta más fácil a un alma pura, es lo que le resulta más difícil a un alma impura y lo que le resulta más fácil a un alma impura, es lo que le resulta más difícil a un alma pura.
Por lo tanto, antes que nada tratemos de establecer cuál es nuestra condición actual como almas, para luego recién allí dedicarnos a delinear satisfactoriamente nuestra lista de qué es fácil y qué difícil...


 - Para que nuestra vida tenga gracia, debemos procurar a cada paso obtener la gracia divina.


 - La conclusión perfecta y natural de todo proceso espiritual fidedigno, culmina en el desarrollo pleno de una actitud de servicio.


 - Unión en Diversidad. Unión en Diversidad. Unión en Diversidad.
Y que uno (unión) no tenga que aniquilar al otro (diversidad), sino que ambos aprendan a convivir a la perfección, con respeto, apreciación, tolerancia y todas las demás virtudes que sí o sí tienen que estar presentes para invocar semejante ideal en nuestras vidas, ideal 100% si deseamos llevar una práctica espiritual madura, profunda y en constante crecimiento-


 - Algunos buscan ser perdonados, otros perdonar. Algunos buscan ser tolerados, otros tolerar. Algunos buscan ser amados, otros amar.El ignorante es aquella persona que sólo busca la primer parte de esta frase (ser perdonado, etc.) pero sin aceptar la segunda (perdonar, etc.)...El sabio es aquella persona que busca quizás ambas partes (ser perdonado y perdonar, etc.), pero sabiendo que primero debe buscar y practicar la segunda parte de cada frase, para obtener la primera. (Perdonar para ser perdonado, tolerar para ser tolerado, amar para ser amado)Y el sabio más elevado es aquel que siente que pese a que aún él/ella no sabe perdonar, tolerar ni amar, aún así está siendo perdonado, tolerado y amado, y este sentimiento es el que le hace sentir un intenso deseo de practicar en su vida todas estas virtudes más y más...


 - Todo, todo, pero todo (no exagero) lo que nos pasa, nos quiere decir algo a gritos, nos quiere informar de una muy valiosa noticia que nunca debemos dejar de aprender cada vez mejor: dependemos exclusivamente de la misericordia divina, y de nada/nadie más. En otras palabras, dependemos exclusivamente (o debemos aprender a depender) de aquellos agentes que portan y distribuyen semejante sustancia a quienquiera que se crucen en su camino...


 - Debemos aprender no sólo a sentir por nosotros, sino a sentir por los demás también: cuando seamos capaces de entrar en el corazón de los otros, y sentir lo que ellos sienten, identificarnos con lo que allí ocurra y vivir para servir la necesidad de los corazones alrededor nuestro, estaremos cerca del verdadero amor.


 - No dejemos de ceder ante todo lo que debemos ceder por completo, y mucho cuidado con ceder ante aquello que jamás deberíamos hacerlo.


 - Todos los días debemos estar dispuestos a aprender la misma lección una y otra y otra vez, de manera cada vez más profunda, y vivir eternamente sumergidos en semejante lección sin fin.


 - Humildad. Paciencia. Tolerancia. Perdón. Arrepentimiento. Simpleza. Desapego. Dedicación. Simpatía. Sacrificio. Confianza. Apreciación. Agradecimiento. Compasión. Y mucho más...


 - Podemos fallar una y otra vez, eso no es algo difícil de lograr, pero debemos aprender a pararnos e intentarlo una y otra vez, hasta que todo funcione como debe ser. No importa que tan duro pueda resultarnos esto, no debemos permitirnos tener otra alternativa...


 - Que nuestro acercamiento a todo y a todos sea desde y hacia lo interno. Sólo así estaremos a salvo de quedar atrapados en la vana superficialidad de las cosas...


 - Qué difícil es cambiar el propio corazón, sin antes exigir o esperar que los demás cambien el suyo...


 - El verdadero éxito, aquel que se sabe sostener y mantener continua e internamente, exige humildad.


 - Debemos aceptar nuestra posición y vivir nuestra vida siendo quienes somos, y aceptar la posición del Supremo y relacionarnos con él teniendo en cuenta cuál es su posición, y cuál es nuestra posición en relación con él. Tan simple como eso: dejemos que cada cual sea quien es, sin intentar forzar una identidad que no corresponde, ya sea en relación al Supremo como a nosotros mismos...

 - Aprendamos, cada vez más, a practicar lo que predicamos.



 - Hoy puede ser el mejor día de mi/tu vida. Espero mañana seguir sintiendo lo mismo, y así sucesivamente...


- El presente es el mayor de los regalos, incomparable.
Si miramos hacia adelante (futuro), veremos que todo lo que nos está esperando como recompensa es infinitamente superior al precio que tenemos que pagar en el presente por ello. Y si miramos hacia atrás (pasado) veremos que debido a ciertos errores graves cometidos deberíamos estar recibiendo una fuerte reacción por ello, pero la condena se ha reducido a simplemente lo que nos toca vivir en el ahora.Así que sea como fuere, no tenemos ningún buena razón para quejarnos o lamentarnos de lo que nos está ocurriendo en este mismísimo momento, sino justamente lo opuesto, a celebrar, agradecer y apreciar el presente!


 - Que todo lo que ocurre en la vida se vuelva un estímulo para incrementar nuestro deseo por abandonar el mundo material.
Y por "mundo material", me refiero a una conciencia material, egoísta y en donde uno ve a todo y todos en base a las propias necesidades únicamente, sin considerar que existen muchas otras almas con idénticos o diversos requerimientos, iguales o más importantes incluso que los que yo a veces puedo tener o "sentir",Por lo que debemos estar constantemente preparándonos en este sentido para abandonar el mundo material de la manera correcta, de una forma plenamente comprometida con el plano superior, así como comprometidos con todos aquellos que nos rodean en el día a día aquí mismo…


 - En la misma medida en que algo nos puede ayudar/bendecir/inspirar, etc. (cuando es utilizado en su justa medida, con la actitud correcta, sin caer en abusos adictivos, etc.), en esa misma medida eso puede crear una reacción negativa de igual tamaño, que terminará por destruir nuestra existencia, anular nuestros sentimientos y capacidades más nobles, y hacer perder nuestro valioso tiempo y energía en esta forma humana de vida.


 - Que la filosofía verdadera acabe con el sentimentalismo, pero no con el sentimiento.
Que el sentimiento verdadero acabe con el sentimentalismo, pero con la filosofía.Sólo cuando la filosofía y el sentimiento se vuelven en verdad una misma y única cosa, podrá el sentimentalismo (en el nombre del sentimiento, así como de la filosofía) hacerse a un lado.


 - La verdadera complejidad (aquella que en un determinado nivel existe en el trasfondo de todas las cosas), debe culminar necesariamente en el más profundo tipo de simpleza.

Claves para un verdadero avance



- En la medida en que proyectemos nuestro propio ser, nuestra propia identidad, en los objetos de este mundo, nos será inevitable correr tras ellos en búsqueda de la felicidad, cuando en verdad eso que estamos buscando se encuentra dentro de nosotros, como un generoso regalo depositado por la Divinidad, el cual debemos buscar y encontrar con Su ayuda misericordiosa.




- En la medida que no estemos buscando recibir la gracia divina (con el precio que ésta implica) básicamente estamos eligiendo avanzar en una dirección equivocada, en la dirección del egoísmo, en la dirección del dolor.



- Tener verdadera educación, no significa precisamente saberlo todo, sino justamente saber entender que no todo puede (ni debe) ser entendido, y aprender a reconocer los límites de nuestra comprensión, y la necesidad de adorar, amar y servir, para sólo así tener acceso a comprender lo incomprensible




- Tenemos que aprender a perder todo aquello que de todas maneras terminaremos perdiendo con el paso del tiempo, y sólo tomar aquello que nos acompañará eternamente. Así y sólo así dejaremos de ser perdedores.




- No podemos esperar obtener èxito alguno en nuestra vida espiritual, sin procurar recibir continuamente las bendiciones de los santos.
Ese es el combustible que necesitamos incorporar a cada respiro en nuestras vidas.




- Para que alguien pueda ser considerado "mi mejor amigo", no sólo tiene que desear lo mejor para mí (y estar dispuesto a hacer lo que sea para que lo reciba), sino que también debe SABER qué es lo mejor para mí.




- Unidad en la diversidad: a aceptar ese tremendo desafío que nos hará crecer y crecer...




- Conseguiremos algo extraordinario, en la medida que dejemos de hacer cosas ordinarias.



- Lo último que querría en esta vida, es ser un traidor a la causa.




- El ego falso intenta privatizar todo a su alrededor, adueñarse ilícitamente de aquello que no es más que la interacción de los elementos de esta naturaleza material, el encuentro de la bondad, con la pasión y la ignorancia, y sus múltiples gamas.




- En este mundo ilusorio, todo es entre comillas.
"Amor", "Felicidad", "Existencia", "Verdad", etc...
(quitar las comillas y hacer que todo sea verdadero, significa sumergirnos profundamente en LA realidad)




- Sólo podremos desprendernos de los gustos inferiores de este plano de fantasmagoría, en la medida en que estemos informados & concientes del brillante futuro que nos espera, al cultivar pacientemente un gusto superior.




- Tratemos de esforzarnos al máximo de nuestras posibilidades, para cada vez acortar más la distancia que existe entre la teoría y la práctica, entre aquello que escuchamos e incluso aceptamos, y aquello que realizamos en nuestro corazón, que sentimos.




- Si no hay diálogo, no hay amistad; si no hay amistad, no hay armonía; si no hay armonía, iremos a buscarla al mundo material.



- Es muy importante y necesario des-ilusionarnos. :)
Eso significa que la ilusión se está yendo, y nos estamos acercando a la verdadera realidad...




- No hagas de los defectos una distancia, sino una aproximación.


 

 

- Los "problemas" son sólo soluciones en estado inmaduro.

   

 

- No "rendirnos" (abandonar el barco antes de tiempo) antes de RENDIRNOS (aceptar plenamente la voluntad Suprema).


 

 

- Prefiero ser herido por la verdad, que matado por la mentira.


 


Nuestro deber


 

- Embarquémonos en el proyecto más ambicioso de la historia de la humanidad: construyamos un templo de nuestro propio corazón...


 


- Aprendamos a aprender. Enseñemos a enseñar. 


 


- Es muy fácil volvernos expertos en saber decirle a los demás qué es lo que tienen que hacer, y hasta un punto eso puede ayudar a otros.
Pero nada va a ayudar (y ayudarnos) más, que volvernos expertos en hacer lo que sabemos que debemos hacer, y ese nivel de conducta será más que suficiente para generar reales cambios en la vida.




- No seamos débiles ni cobardes, no nos permitamos dirigir nuestra mirada enjuiciadora hacia los demás y observar sus supuestos errores, sin primero haber estrictamente pasado por nuestro propio ser interior, habiendo realizado la limpieza correspondiente "en casa"...





- No hay nada más importante en la vida que lograr establecer relaciones de verdadera amistad, al menos con unas pocas almas.
Relaciones de verdadera amistad: aquellas relaciones que me salvarán de todo aquello que frena mi progreso, aquellas relaciones reveladoras que me inspirarán a cambiar, mejorar y perfeccionar mi existencia, sin importar el esfuerzo que sea necesario para lograr ello.


 

 

- Busquemos estar iluminados.
Busquemos que haya tanta luz dentro de nosotros, que todo se vea con perfecta claridad, y no caigamos en el error de tomar algo por algo diferente a lo que es.
Busquemos estar iluminados: Busquemos a los iluminados.



 

‎- No podemos evitar que los pájaros vuelen por sobre nuestra cabeza, pero sí podemos evitar que hagan un nido sobre ella.

Similarmente, no podemos evitar que por momentos ideas, críticas o pensamientos negativos aparezcan dentro de nosotros, pero sí podemos evitar que éstos se arraigen, y para eso debemos ser expertos en volvernos indiferentes para con ellos...


 

 

- Tratemos de ser nosotros mismos, tratemos de hacer lo que nos toca ser a nosotros, y no perdamos nuestra vida anhelando cantar como el otro, pensar como el otro, vernos como el otro, sentir como el otro: aprendamos a prestar atención a nuestro propio plano, aprendamos a descubrir la sorpresa específica que el Supremo incuba en nuestro corazón.


 


- Una regla dorada a la hora de convivir, de vivir: 

Si escuchas alguna crítica/chisme/blasfemia/etc. acerca de alguien, no dejes que tu mente la acepte como real y verdadera, hasta que tú mismo no compruebes eso directamente. Importantísimo no falar en esto, ni por un milímetro...sino las consecuencias llegarán una tras otra, en efecto dominó.




- Debemos siempre estar abiertos a vernos inspirados por los creiterios con los que otras personas realizan sus cosas de manera correcta, pese a que este criterio no sea el que nosotros utilizemos o consideremos el que más nos inspira a aplicar en nuestros propios casos.
De todas formas debemos lograr inspirarnos, al ver que las cosas pueden funcionar con criterios diferentes a los que nosotros tenemos.



 

- El sentimiento es la meta a alcanzar, y el sentimentalismo es la meta a abandonar.





- Si deseo aventurarme a criticar a alguien, primero debo anteponer a eso toda una serie de apreciaciones de las cualidades favorables que esa persona que es objeto de mi crítica posee, inclso aquellas cualidades que él/ella posee, y que yo tambipen debería desarrollar.


De no ser así, es mejor tomarnos un tiempo antes de abrir la boca, y profundamente analizar si lo que vamos a decir es motivado por un real deseo constructivo, o simplemente por envidia, de no poder tolerar el éxito de los demás.


 


 


- Su misión es la sumisión.





Cómo profundizar

 

 

- Todo aquello que podamos decir, pensar, sentir, comprender, etc. a nivel individual, sólo será plenamente experimentado y comprobado, exclusivamente en relación a los demás.
De otra forma, si no decidimos atrevernos a salir del mundo de la experiencia personal egoísta, nuestra percepción y realización espiritual serán incompletas, parciales y distorsionados.




- No podemos vivir sin profundizar.
No podemos sentirnos realmente vivos, sin estar preocupados y ocupados en progresar más y más en nuestra vida interna.
Afortunadamente, no nos queda otra salida que crecer, madurar y volvernos nosotros mismos en plenitud, aprendiendo a relacionarnos amorosamente con lo Supremo y todo lo que nos rodea, parte y porción de esa Suprema Realidad.





- En muchas ocasiones donde declaramos que "alguien no nos inspira" o sentimos que esa persona "no está manejando las cosas apropiadamente", simplemente decimos esto, no tanto por desear servir, ayudar y/o aprender de esa persona, sino más bien por un deseo de ser atendidos y servidos por ellos... 



- Si en nuestra vida espiritual, nos sentimos inconformes en una situación donde previamente nos sentíamos conformes, eso no es más que la misericordiosa invitación de Supremo, a un nuevo nivel de exigencia y realizaciones, al cual sólo podremos acceder incrementando nuestro aprecio y humildad.




- Tengamos mucho cuidado en no inspirarnos con aquellos que simplemente piensan, hablan o actúan de manera diferente a como nosotros lo haríamos.



- Si no nos sentimos realmente necesitados y desamparados, nos será imposible pedir ayuda, nos será imposible orar verdaderamente.
Por ello, la humildad ante todo: aquella cualidad que vendrá a mostrarnos qué tan en peligro nos encontramos, sin el refugio del Supremo y Sus divinos agentes de confianza.




- Qué fácil es volverme impersonalista: qué fácil es querer ser Dios, el centro, que todos los aplausos sean exclusivamente para nuestro insaciable ego falso.
Qué fácil es volverme sahajiya: qué fácil es no querer estar dispuestos a pagar el verdadero precio por el amor, y así volvernos amantes cómodos, y por falta de sinceridad y humildad pretender que ya tenemos ese valioso tesoro, cuando solamente hemos recibido una muestra "made in taiwan", pues sólo estamos dispuestos a pagar unos pocos centavos por lo más valioso.
Qué fácil es volverme un perfecto ateo: qué facil es vivir como si no existiera un control supremo detrás de todo, y de esta manera pensar que nosotros mismos somos ese controlador, que todo depende en última instancia de nuestra "dulce" voluntad, y que no tenemos que agradecer, ni rendir cuentas, ni inclinar nuestra cabeza ante nada ni nadie...
Qué difícil es volverme santo, humilde (no sólo de postura externa o palabras), sincero (pese a que eso implique tener que reconocer muchas cosas que tengo que cambiar y me duelen), apreciativo y agradecido de los esfuerzos de los demás, no-envidioso (estar dispuesto a tolerar el éxito de los demás), y tantas otras cosas que en la actualidad pueden estar siendo estratégicamente evitadas por mi falta de valentía.
No quiero ser más un cobarde. Pese a que esto sea difícil, prefiero toda mi vida abrazar lo difícil con todo lo que eso implique, que intentar hipócritamente vivir una vida cómoda y de auto engaño, donde quizás he logrado auto engañarme perfectamente y engañar a todo un entorno, pero nunca podré engañar a aquel a quien no debemos intentar engañar.



- Qué fácil es olvidarnos que la realidad es aquello que percibimos, y mucho más que eso....



- Todo, absolutamente todo, se puede convertir en un arma de doble filo, si no nos aproximamos con la actitud correcta hacia "eso"..



- El espíritu de renuncia se puede apreciar en la medida en que abrimos nuestro corazón (y así renunciamos a nuestro ego falso) para dejarnos corregir constructivamente (querer) por nuestros bienquerientes.




- Cuando realizamos nuestras plegarias, que éstas se encuentren adornadas de la apropiada actitud, y esta es la de un (intento de) total despojo de todas aquellas vestiduras que en lugar de adornarnos, sólo suman un obstáculo innecesario en nuestra aproximación al Absoluto.





- Si no abandonamos nuestra insistencia en ser los señores y amos de todo lo que nos rodea, cuando el Señor intente desapegarnos de lo ilusorio por Su misericordia, veremos ese noble gesto de amor, como un atentado a nuestros planes de disfrute en este mundo, terminando incluso por considerar al Señor como nuestro enemigo... 



 

- Una cosa es sentimiento, otra cosa es sentimentalismo.
La diferencia? El sentimiento siempre está sustentado por una disposición al sacrificio, mientras que el sentimentalismo es justamente una exposición externa de un supuesto sentimiento, para evitar internamente hacer esfuerzo alguno y cambiar lo que tengamos que cambiar...
En la vida espiritual, uno debe ser más que cuidadoso en no confundir estos 2 puntos.





- Ser ateo: ser desagradecido.


Quizás alguien pueda declararse teísta, pero si en su actuar no es muy agradecido y/o apreciativo el es más ateo que un ateo declarado que quizás en su actuar demuestra mayor apreciación por los regalos que recibe desde arriba.
Ser creyente es ser agradecido.
Ser ateo es lo opuesto.
Más allá de lo que puedan decir nuestra palabras, la realidad es medida en base a nuestras acciones y actitud interna.





Siendo prácticos en la vida

 

 

-  La verdadera preocupación, nos llevará a la correcta ocupación. 


 


- Así como sólo podemos ver al Sol gracias a su propia luz y ayuda, de la misma manera, la realidad espiritual solo podrá ser vislumbrada cuando por Su propia voluntad, decida revelarse a nosotros, complacida por nuestra actitud de humildad y servicio desinteresados. Axiomático.


 


- Nuestras palabras se vuelven reales en la forma de nuestros actos.
Sino, simplemente serán sonidos vacuos que viento sabrá transportar hacia lo inanimado...




- Tengamos mucho cuidado de no comenzar a lamentarnos & quejarnos de aquellas cosas que en realidad nos están salvando y protejiendo.



- No nos identifiquemos con algo que no nos pertenece en absoluto, y simplemente intentemos profundizar en "lo único" que podemos ser (afortunadamente): un ser espiritual, eterno colaborador del divino fluir.




- Si deseamos transmitir algo a los demás a través de la inspiración (prapanna-dasa), llegar a lo más profundo de su ser, primeramente debemos preocuparnos en que eso mismo que deseamos inculcar, se encuentre vivamente presente dentro de nosotros (apana-dasa), en la forma de una revelación concreta, un regalo divino.


Luego de haber escuchado (sravana-dasa), aceptado (varana-dasa) y puesto en práctica (sadhana-dasa) todo esto que deseamos compartir...sólo allí podremos realmente tocar el corazón de los demás, sólo realmente allí podremos (y debemos) predicar.



 

- A la hora de intentar presentar la verdad en esta era de alta
hipocresía, es sorprendente cómo en el camino nos encontramos con
tantas almas que supuestamente forman parte de ese sendero (la verdad)
pero que a la hora de tener que aceptar y reconocer aquello que es Maya
(la no-verdad) en lugar de mostrar una amable y sincera disposición al cambio, expresan un inmediato mecanismo de defensa y ataque al supuesto "agresor", la verdad misma...




 

- En nuestra práctica espiritual, debemos tener mucho cuidado de no desarrollar un criterio estricto frente a situaciones que nos exigen una actitud más flexible y comprensiva, así como también tener cuidado de no desarrollar un criterio demasiado flexible en situaciones que exigen un criterio más "estricto"...


 


 


- Busquemos en nuestra vida aquello que siempre estuvo, está y estará acompañándonos dentro de nosotros, y nada más aparte de esto. Todo lo demás será como mucho un excelente engaño provisorio...


 


 


- La vida es demasiado corta como para intentar ayudar a quienes no desean dejarse ayudar. (seamos prácticos en nuestra compasión)



Apreciación & Agradecimiento



- ¿Una de las cosas más hermosas que nos pueden pasar en la vida?
Sentir constantemente la protección divina, y realizar cómo ésta nunca nos ha abandonado, ni abandonará jamás.




- No nos queda tiempo para dejar de agradecer.




- Aprendamos a aceptar el estilo del Señor, por encima de cualquier otra consideración que desee aparecerse en el camino.

 

 

- Cuanto más agradecidos nos volvemos, más sentido cobra la vida.


 

- Se nos dice que debemos apreciar a todos.
Y en algunas ocasiones, la mejor manera de apreciar a alguien es tomar una considerable y sana distancia de esa persona.
A mayor distancia, mayor apreciación habrá.
Debemos ser muy cuidadosos en no fallar en este punto: saber cuando acercarnos y cuando alejarnos, para mantener el pulso de la apreciación siempre presente, sea cual sea el caso


 

 

- Primero viene la apreciación, luego la inspiración.
Si deseamos estar inspirados en nuestras vidas, no olvidemos que eso comienza al apreciar y agradecer todos aquellos regalos que fluyen hacia nosotros constantemente, gracias a la gracia (valga la redundancia) del Absoluto.


 

 

- En la medida que apreciemos a los demás y lo demás, estaremos inspirados en nuestras vidas. No tanto "inspirados por nosotros mismos", sino gracias a lo que recibimos del entorno amistoso que nos rodea.



- Si pedimos la gracia de arriba, debemos saber cómo recibirla y servirla apropiadamente cuando ésta llega, teniendo presente que la misma no llegará para volver más "cómoda" nuestra vida, sino muy probablemente nos pondrá en situaciones de dificultad y exigencia, donde de alguna u otra manera tengamos que sacar lo mejor de nosotros, y al mismo tiempo sacar lo peor de nosotros, y erradicarlo por siempre...




 

- El amor llegará a su debido momento, a aquella alma que tenga la suficiente paciencia para esperarlo por la eternidad si es necesario, y la suficiente determinación para esforzarse y anhelar poseerlo cuanto antes.




- Sinceridad significa humildad, humildad significa agradecimiento y apreciación, y apreciación significa inspiración y entusiasmo para ocuparme en reciprocar aquel regalo que estoy recibiendo, y a su vez compartirlo con los demás... :)




No hay comentarios.: