Biografía






Por la gracia del Señor, recibí la fortuna de obtener esta valiosa forma humana el día 15 de Noviembre de 1980. Mi infancia y niñez fueron muy apacibles, con una familia afectuosa y sencilla de quien recibí una educación con bellos valores e ideales.

A partir de los 15 años, gradualmente fue despertando en mí un intenso sentimiento de insatisfacción para con las diversas propuestas y metas que este mundo y sociedad materialistas me iban presentando, y de manera natural tomé refugio en variadas ramas del arte, a modo de fuente de inspiración y contención.
Así mantuve mis días intentando descubrir nuevas realidades y estados de percepción, sobre todo a través de la música, lecturas varias, dibujo, pintura y algunos escritos en forma de ensayos existencialistas, principalmente.

A los 18 años de edad, y luego de haber sentido una profunda frustración con la experiencia del arte mundano y todos los intentos individualistas por alcanzar algo superior, comencé a dirigir el foco de mi atención y lectura, hacia textos principalmente de carácter religioso y espiritual, tales como la Biblia, El Libro Tibetano de los Muertos, el Dhammapada budista, entre otros. Para esta época practicaba el vegetarianismo, la no-intoxicación y el celibato, pues de forma natural sentía que estas disciplinas me ayudaban en mi búsqueda, y fue así como, luego de realizar una serie de seminarios sobre religiones comparadas y otros estudios diversos, me puse en contacto con el mensaje de la cultura hindú, para luego recibir en mis manos el sagrado Bhagavad Gita.

A partir de eso, hubo un antes y un después en mi vida. Realmente comenzó mi vida en un sentido, a partir de este momento crucial. Al recorrer una tras otra las páginas de este libro, fui encontrando las respuestas a todas las preguntas que me venía haciendo, y a muchas otras preguntas que no me hacía, pero que me daba cuenta que me debía estar haciendo, y luego de unos días al finalizarlo, surgió en mí una necesidad inmediata de conocer a aquellas personas que habían adoptado este mensaje como su filosofía de vida, y fue así como por primera vez me puse en contacto “oficial” con los vaishnavas.

Así comencé a frecuentar uno de los asrams que en esa época existía en el barrio de Flores, en la ciudad de Buenos Aires, Argentina, y durante unos meses iba allí a diario, recibiendo el sadhu sanga de los vaishnavas, comenzando a cantar el Santo Nombre, a ofrecer los alimentos y a percibir cambios más y más notorios en mi corazón, los cuales me llevaron a la decisión de querer residir en el templo de manera permanente, y así fue que a los 19 años de edad, con el permiso de mi familia y las bendiciones de los sadhus, comencé mi vida sacerdotal como brahmacari.

Luego de medio año de experiencia monástica, recibimos en Argentina la visita de quien a los pocos días se convertiría en mi eterno guardián y diksa-guru: Su Divina Gracia Sri Srimad Bhakti Aloka Paramadvaiti Swami.


Mi primer contacto personal con él fue al recibir un abrazo tan poderoso y abrumador, que mi corazón ya sentía de inmediato la confirmación de que ésa era la persona a la que deseaba intentar entregar mi vida por completo. Los días que siguieron, pudiendo escuchar su krsna-katha y percibiendo su pureza y deseo exclusivo de servir a su Gurudeva Srila Prabhupada, sólo sirvieron para confirmar más y más ese llamado interno, y así el día 27 de mayo del 2000 en Nueva Vrindavan Dham recibí de él harinama-diksa, siéndome otorgado el nombre espiritual de Krishna Sakha das brahmacari.


En esta ocasión también recibí el darsan de Su Divina Gracia Srila Atulananda Acarya (http://www.atulanandadas.cl/), y así pude conocer a quien con el tiempo se iría convirtiendo en otra de las personas más influyentes en mi existencia.


El año próximo en Chile, el 4 de febrero del año 2001, en uno de los muchos viajes de prédica que continuarían a partir de allí, recibí de su parte la iniciación en el Gayatri mantra, y una gran inspiración y confianza de su parte llegaron para incrementar la distribución de este mensaje, en cantidad y calidad, y de cada día tratar de tomar más responsabilidades y compromisos al servicio de sus pies de loto.

Luego de esto, conocí a por vez primera a Bhaktivedanta Giri Swami (http://www.swamigiri.com.ar/), gran amigo y siksa-guru, con quien hasta el día de la fecha tengo la gran fortuna de convivir y compartir nuestro día a día en Conciencia de Krishna. Esos años fueron también los que marcaron el advenimiento e instalación de Sus Señorías Sri Sri Guru Gauranga Radha Madan Mohan.




Durante estos primeros años, me dediqué a viajar por distintas provincias de Argentina, Sudamérica, Europa e India, intentando compartir este milenario mensaje, así como también tomando servicios como presidente de templo en Buenos Aires “Harijan Mandir”, y a su vez desarrollando programas de estudio acerca de la filosofía vaishnava, en la forma de cursos y seminarios.



Recibiendo instrucciones y afecto sin paralelo de parte de Srila Guru Maharaj, a orillas del Yamuna, en Sri Vrindavan Dham.

A su vez tuve la chance de participar en algunos proyectos artísticos con los que pudimos dar a conocer a lo largo de los años las enseñanzas de Sriman Mahaprabhu en formato musical, tales como “Conquistador de Cupido”, “23 Elefantes”, “Bhajanamrtam”, “Vipralambha”, “Shruti” y en este momento, participando de un proyecto de bhajans, “Swami Padmanabha & bhakta-sanga” (http://www.liberacionatravesdelsonido.blogspot.com/), entre otros.


Tapa del último disco de Swami BV Padmanabha & bhakta-sanga, "Anavrithih Sabdat".

Luego de 9 años dentro del asram de brahmacari, en el festival de Narasingha Caturdasi el 7 de Mayo del 2009, recibí de mi Guru Maharaj la sagrada orden de renuncia, así como el nombre de Bhaktivedanta Padmanabha Swami.



En la actualidad, por la infinita gracia de mis Gurudevas tengo también la gran fortuna de participar en una intensa campaña de prédica virtual, a través de diversos proyectos en donde trato de dar a conocer las maravillas que nuestra tradición está regalando al mundo, así como de periódicamente realizar diversos viajes y proyectos que misericordiosamente se han manifestado del corazón de mis guardianes. Uno de los más importantes emprendimientos que han surgido estos últimos años es conocido como Bhaktyalok, una comunidad espiritual que existe por el deseo y gracia de nuestros Gurus, y a través de la cual intentamos honrar apropiadamente el legado que ha alcanzado nuestras afortunadas vidas.  


No hay comentarios.: